Blog Nuestras Marcas Post

Aprende a cepillarte los dientes con Vitis

La razón principal por la que nos debemos cepillar cada día nuestros dientes y encías, es para eliminar la placa bacteriana de nuestra boca y los restos de comida que quedan, además de conseguir limpiar perfectamente las zonas de más difícil acceso. En este vídeo nos explican como realizar un correcto cepillado de nuestros dientes.

La herramienta imprescindible para conseguir el mejor resultado, es un cepillo de calidad y mantenerlo siempre en óptimas condiciones. Con el uso y el paso del tiempo, nuestro cepillo se va desgastando: los filamentos se deterioran, pierden rigidez y se abren como un abanico. Esto nos puede producir pequeñas abrasiones en el esmalte e incluso llegar a dañarnos las encías, que se pueden evitar cambiando el cepillo en cuanto detectemos los primeros signos de desgaste. Se recomienda, por norma general, utilizar un cepillo nuevo cada 3 meses, pero en el caso de usar ortodoncia o de niños pequeños, debemos hacerlo antes, ya que los filamentos se pueden estropear más rápido.

A estos problemas se suma el hecho de que el uso continuado del mismo cepillo y el desgaste lógico durante demasiado tiempo, favorece a la contaminación bacteriana, que puede llegar a causar diferentes enfermedades en nuestra boca.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Y más allá del cambio de cepillo cada tres meses, podemos usar unos pequeños trucos para que las bacterias no se queden a vivir entre sus filamentos:

  • Aclara y seca siempre el cepillo después de usarlo, ya que al eliminar el agua y la humedad entre los filamentos, las bacterias no encontrarán un habitat donde quedarse a vivir.
  • Utiliza un cepillo con capuchón que proteja los filamentos. Es recomendable que además tenga orificios para que pueda pasar el aire y así facilite el secado.
  • Coloca siempre los cepillos en posición vertical e intenta separarlos entre sí para evitar una contaminación cruzada.
  • Si has sufrido algún tipo de enfermedad bucodental u otra enfermedad infecciosa (un resfriado o una gripe), cambia el cepillo cuando te hayas recuperado, ya que las bacterias que se hayan depositado en el anterior no volverán a nuestra boca.

Y recordad: para proteger vuestros dientes y encías, VITIS posee una amplia y especializada gama de cepillos dentales, pastas dentífricas, colutorios, sedas y cintas dentales que se adaptarán perfectamente a las características de vuestra boca, ya que la salud dental es una de las cosas más importante.

Esto te puede interesar

No hay comentarios

Escribe una respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies ACEPTAR
Aviso de cookies