ZONA FAMILY Zona Kids

Ir a un concierto con niños y no morir en el intento. Los grupos

Pues aquí estamos un año más. Esta vez no os voy a hablar de la tripaternidad, que por cierto, la tengo casi controlada (mentira) ahora quiero hablaros de una de mis pasiones y como compartirla con los pequeños. Si me conocéis, que no tenéis por qué hacerlo, y me seguís en mi instagram, sabréis que soy un musicomaníaco, o melómano, si hablamos con propiedad. Desde que soy padre lo único que hecho en falta es ir a más conciertos, bueno, con ir a algún concierto, me conformo.

Este año me he propuesto hacer más actividades musicales con mis hijos, y he empezado a buscar propuestas que puedan ser buenas para las dos partes, por que no sé vosotros, pero yo empiezo a estar un poco harto de los cantajuegos o de la granja de pepito. Así que decidir ponerme a buscar grupos musicales que estuvieran a medio camino entre mis amados Led Zeppelin y sus odiosos Cantajuegos. (No recuerdo que en cuando yo era pequeño la música fuera tan desesperante). La verdad es que he encontrado muchos grupos que hacen música indie para niños, y niños que hacen música para padres. Durante este año iré presentando algunos de los grupos que me han gustado en mi ferviente lucha contra el catetismo musical de mis retoños.

Chumi Chuma

Chuma es un monstruo de otra dimensión, muy peludo, con dos cuernos y de un solo ojo que viste vaqueros y playeras. Apareció por accidente en un concierto de Vetusta Morla y, desde entonces, no ha parado de conocer a músicos de nuestra dimensión. Un buen día conoció a Chumi, Alberto Rodrigo, músico zaragozano que ha formado parte de grupos como Tulsa o Ringo y que ha tocado en bandas como Russian Red o Fuel Fandango. Es el único humano que entiende los gruñidos de Chuma y, juntos, han formado Chumi Chuma ¡el primer grupo musical interdimensional! Su ilusión es dar conciertos que fascinen a los niños y hagan disfrutar a los adultos a golpe de rock bailable, y todo tipo de estilos musicales molones.

La primera canción que pudimos escuchar del debut de Chumi Chuma fue, precisamente, la que le da nombre: ¡¡Baila Sin parar! Todo un alegato a disfrutar de la música sin prejuicios a ritmo de swing y rock ‘n’ roll añejo, sacando brillo a todas las superficies con pasos de baile desenfrenados.

Yo soy Ratón

“Yo Soy Ratón”, un pequeño ser revoltoso que explora los recovecos de nuestra memoria emocional, de cuando éramos chiquillos y vivíamos cada momento al máximo. Para los niños es diversión y sorpresa, una inesperada ocasión para poder reivindicar y gritar consignas revolucionarias, y por qué no, también escatológicas. Un lugar en el que descubrir aquellas otras dimensiones de la MÚSICA más allá de la puramente lúdica: su poder para conmover, aunar y crear espacios de comprensión.Para los adultos es una oportunidad para dejarse llevar, de empatizar y crear lazos de complicidad con los pequeños. Un contexto propicio para mirarse hacia adentro y replantearse costumbres heredadas susceptibles de mejora…

“Yo Soy Ratón” se desmarca de los patrones habituales de lo infantil, combinando el rock con la world music, el funk o el ambient. El resultado es una experiencia vibrante con pasajes que
van desde lo divertido a lo tierno, de lo grandioso a lo evocador, para poquito a poco irse haciendo un nido en nuestras conciencias donde comenzar a roer…

Billy Boom Band

Banda formada por Marcos Casal, guitarrista de La Sonrisa de Julia (prometo que no tiene nada que ver con mi hija) y Raúl Delgado, batería del mismo grupo. De vez en cuando tocan con ellos Mario de Inocencio y Toni Barceló. A pesar de los exitos con el citado grupo, deciden arrancar un nuevo proyecto de música rock para niños.

Están convemcidos de que la banda sonora de la infancia puede (y añado, debe) ampliarse com propuestas musicalmente ricas, atractivas e inteligentes, por eso apuestan por la calidad artística para conocer y disfrutar de la música con los más pequeños. Creen en el valor de la música en directo y su bandera es un disco con contenido y valores (y tienen una canción que se llama Claudia!!!): amistad, solidaridad, diversion, imaginacion, creatividad… enmarcados en la creencia de que la música es un lenguaje artístico universal y debe estar presente en la vida de los niños. Y haciendo una música que también engancha a los padres.

Y esto es todo por hoy. en próximas entregas os hablaré de nuevos grupos y de la odisea de ir a un festival con los peques.

Buenas noches y buena suerte

Esto te puede interesar

8 Comentarios

  • Responder
    Maria
    19 enero, 2018 at 1:47 pm

    Te recomiendo también escuchar a Petit Pop. Menos mal que existen grupos como estos,yo también estoy harta de cancioncillas pesadas. Gracias por el post,me ha gustado mucho

    • Responder
      José Manuel
      23 enero, 2018 at 10:33 am

      Están escuchados también!!! Para el siguiente post hablaremos de ellos y de algunos grupos más 😉

    • Responder
      Esta casa es la comedia
      23 enero, 2018 at 12:42 pm

      Siiiií! Petit pop! Iba justo a apuntarlos pero alguien con buen gusto se me adelantó. Los conocí al mudarme a Gijón y en casa triunfaron, seguro que los que comentas también lo harán, probaremos. Aunque creo que Led Zeppelin igual también…el papá les enchufa a coldplay, yo no puedo con ellos, pero mis nenes flipan!

  • Responder
    Fátima Tena Fernández
    19 enero, 2018 at 11:10 pm

    Soy mamá de dos pequeños y nos encantan estos grupos!!

    • Responder
      José Manuel
      23 enero, 2018 at 10:33 am

      Es una maravilla poder olvidarnos de CAntajuegos y demás 😀

  • Responder
    maternidad
    21 enero, 2018 at 12:23 pm

    Genial el poder ir a un concierto con los peques de la casa y, como bien dices, no morir en el intento, las mias todavía son muy peques para ir, pero cuando tengan algún añito por supuesto que lo tendré en cuenta, gracias

  • Responder
    José Manuel
    23 enero, 2018 at 10:34 am

    Lo bueno que tienen algunos de estos grupos es que desde bien pequeñitos pueden escucharlos…

  • Responder
    Lorena
    28 enero, 2018 at 12:18 am

    V estuvo de festi 2 veces cuando aún estaba en mi panza, y como no hay que perder las buenas costumbres, cada vez que hay algo molón de día o de noche con menores admitidos, allá vamos. El otro día me sorprendió, por ejemplo, que en Sala Copérnico pueden entrar firmando el progenitor una autorización (ni idea tenía). Fue nuestro primer concierto nocturno los 3 juntos y muy bien =) El día del último concierto de Chumi, estábamos en uno de un señor que toca el theremin que se te va, en La Casa Encedida, y que dejó tocar a V y a todos los presentes XDD
    Tengo un post de nuestra experiencia festivalera con la hija, y varios de recomendaciones conciertiles. En Madrid no nos podemos quejar ni media, y tenemos que dar mucho las gracias a los seres humanos de #queremosentrar, porque hace 3 años, lo de Copérnico, habría sido impensable. Viva la música.

  • Escribe una respuesta

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies ACEPTAR
    Aviso de cookies